Mejora la percepción de la minería en Colombia

Mediante un evento online, se presentaron los resultados de la séptima edición de la Brújula Minera, un estudio realizado por el Centro Nacional de Consultoría, Jaime Arteaga & Asociados y la Revista Mundo Minero.

7 de mayo de 2020.   Los datos presentados evidencian una mejora en la percepción positiva de la minería para el país y las regiones. Se destaca que, por primera vez en 4 años, se alcanzan niveles de opinión positiva para el país del 68% en municipios mineros y del 63% en municipios no mineros, revirtiendo la tendencia negativa de los NO mineros. 

Entre otros hallazgos, se encontró que en los municipios NO mineros algunas personas estarían dispuestas a permitir el desarrollo de la actividad minera si aporta a la construcción de paz, proyectos de ciencia y tecnología, y salud. Un mensaje contundente para el sector y los directivos de empresas mineras, puesto que la opinión pública espera que la industria se comprometa con el desarrollo de los territorios, más allá de la generación de empleo o la contratación de bienes y servicios locales. 

Al respecto, Jaime Arteaga, director de la Brújula Minera, manifestó que “existe una sensibilidad ante la conversación sobre la minería, pero una frustración frente a esa conversación, y esa frustración se deriva en gran medida de la dificultad que uno tiene para pensar y hablar el mismo lenguaje en su grupo de interés”. 

En este sentido, es importante destacar que el reto que perciben los directivos de cara a las comunidades ha servido al sector para replantear el significado, el impacto y la importancia de aumentar sus inversiones sociales, así como mejorar las comunicaciones con sus grupos de interés en más de un 50%. 

Por otro lado, existe una oportunidad de mejora comunicacional con el gobierno, toda vez que sólo una quinta parte de las autoridades de gobierno se mantiene satisfecho en cuanto al cumplimiento de reglas de las empresas mineras.

Como es característico de Brújula Minera, cada año busca innovar en la información que brinda. Por eso, en la edición 2020 midió por primera vez la Licencia Social del sector minero en Colombia, un factor que a diferencia de una licencia ambiental, no se obtiene mediante la expedición de un permiso del gobierno, sino a partir de un proceso continuo de construcción y generación de confianza con los grupos de interés. En ese sentido, existen diferentes niveles de licencia social, que están determinados por el grado de confianza del relacionamiento y la interacción entre la empresa y su entorno.

Los resultados de la Brújula demuestran que la conversación con los grupos de interés no debe gestionarse desde un plano transaccional, en la medida en que no son determinante para establecer mejores relaciones con el entorno ni con las comunidades. Tal como menciona el Doctor Robert Boutilier, profesor canadiense experto en el tema: “Tener la Licencia Social plantea el reto de convertir que ambas partes tengan un sentido de ser socios en un intento de lograr un futuro compartido”. 

A %d blogueros les gusta esto: