Infraestructura y comunidades, cuellos de botella de las energías alternativas

Luego de adjudicar proyectos de energía renovable por 1.373 Mega Watios (MW), Colombia no cuenta con la infraestructura adecuada para que ingresen los equipos al país.

12 de marzo de 2020.    En la instalación del 4º Congreso Internacional de Energías Renovables, realizado en Barranquilla por el Consejo Mundial de Energía Colombia, (WEC por su sigla en inglés) y SER Colombia, el presidente del WEC, José Antonio Vargas Lleras, dijo que se han identificado varios cuellos de botella para el desarrollo de los proyectos, especialmente de energía eólica en el país.

Vargas señaló que entre el sector privado y la Vicepresidencia de la Republica se han identificado algunos cuellos de botella, los cuales el gobierno junto con las empresas debe trabajar para darle viabilidad a los proyectos de generación renovable.

Entre los cuellos de botella más relevantes, están:

Puertos: La construcción de los proyectos requiere de una operación logística a gran escala, y por el momento se tienen identificados solo dos puertos por los cuales podrían entrar los equipos: Puerto Bolívar, propiedad de El Cerrejón, y Puerto Brisa.

Para estos puertos se debe identificar la capacidad en términos de infraestructura disponible y requerida, horarios de operación, coordinación con otras operaciones propias y de terceros, entre otras variables.

También se debe coordinar la zona franca de Puerto Brisa, así como explorar la posibilidad que El Cerrejón permita la movilización de carga de terceros en su puerto y la actualización de tarifas de uso de este.

Vías: Según Vargas, se debe construir un plan maestro vial para identificar rutas comunes, refuerzos y pasos de puentes, levantamiento de redes de servicios públicos y corrección de radios de giro, entre otros. “Sin esto, será muy difícil transportar los equipos que se requieren para la construcción de los parques de generación”, dijo.

Líneas de Transmisión: Este es un tema crítico para que el país pueda sacar provecho de los proyectos que se construirán en La Guajira. Definir la ubicación de la línea colectora será crítico para el análisis que deben hacer los agentes que están próximos a entrar. También se deben facilitar los procesos de licenciamiento social y ambiental de la línea. Y así como el caso de La Guajira, se presentan a nivel nacional congestiones de red que imposibilitan la conexión de los proyectos.

Relación con las comunidades: Este tema es probablemente el reto más importante al que se enfrentan las empresas de energías renovables, particularmente en La Guajira, donde deben llevar desarrollo a las comunidades y no convertirse en un motivo de discordia entre estas y la empresa privada.

“Acá lo que sugerimos es que el sector privado y los gobiernos local y nacional usen los proyectos como un vehículo para aumentar las inversiones en educación, salud e infraestructura, entre otros”, señaló Vargas.

El potencial de la región Caribe

El presidente del WEC Colombia destacó, además, que la Costa Caribe es la región con mayor potencial de energías renovables en Colombia. No en vano la gran mayoría de los proyectos renovables se encuentran en esa región y el gobierno nacional ha focalizado muchas de sus iniciativas en temas de energías renovables allí.

“Tanto la gobernadora de Atlántico, Elsa Noguera, como el alcalde del Distrito de Barranquilla, Jaime Pumarejo, tienen dentro de sus programas de gobierno a las energías renovables como una prioridad y vemos que las oportunidades están presentes tanto en eólicas como en solar,” concluyó Vargas Lleras.

A %d blogueros les gusta esto: